Señales de un infarto que aparecen hasta un mes antes son evidentes dolor en el pecho o abdominal dificultad para respirar palpitaciones disminución repentina de la presión arterial